La Cámara Civi y Comercial de la ciudad de San Miguel de Tucumán condenó a una empresa de bebidas a abonar una multa por daño punitivo por la suma de $500.000 a favor de una mujer que encontró una pila dentro de su botella de gaseosa.

Considera el tribunal que “cuando se trata de la salud de los consumidores, esto es, cuando está en juego la integridad psicofísica y la vida misma de las personas, la valoración de la conducta del proveedor o empresario no admite tolerancia, pues, la importancia de los bienes e intereses comprometidos no deja margen para el más mínimo error”.

Señor consumidor, debe tener presente que los daños punitivos, según lo normado por el artículo 52 bis de la LDC, se aplican solo a instancia del damnificado. por lo que es importante asesorarse antes de efectuar cualquier reclamo.

 
About The Author

Pablo Omar Kairuz

Abogado, recibido en la Universidad Nacional de Mar del Plata en el año 2003. Orientación de pre-grado en Derecho Tributario. Ha publicado varios artículos referidos a la informática jurídica, el derecho informático y marketing jurídico en su blog bibliolex.wordpress.com. Derecho Administrativo, asuntos laborales, nuevas tecnologías.